El Marco
jueves 30 de noviembre de 2017

Por primera vez, no se podrá usar pirotecnia en la región

Se debe al cumplimiento de la ordenanza que entró en vigencia este año.

En estas fiestas de fin de año, las localidades de la zona verán los efectos de la ordenanza sancionada en conjunto entre Colonia Caroya, Jesús María y Sinsacate. La normativa establece la prohibición de uso, tenencia, fabricación, comercialización, depósito y venta al público, de cualquier tipo de productos de pirotecnia y/o fuegos de artificio. Si bien se aprobó el año pasado, recién desde el 30 de junio de 2017 se regula el incumplimiento de la ordenanza 2014/16 deriva en el correspondiente decomiso y destrucción de los elementos de fuegos de artificio y/o de pirotecnia por parte de las autoridades de control.


También se procede a la aplicación de una sanción equivalente de hasta quinientas (500) unidades de multa en la primera infracción, duplicándose en la segunda, triplicándose en la tercera infracción y sucesivas respecto de la multa anteriormente impuesta; más la clausura de treinta (30) a sesenta (60) días, si se tratara de infracciones por parte de locales comerciales. Por su parte, el artículo 3 menciona una excepción a "aquellos eventos destinados a entretenimientos de la comunidad o conmemorativos especiales, tanto públicos como privados de acceso público. En tal caso debe contar con habilitación municipal, para cada espectáculo determinando fecha y lugar de realización del mismo".