El Marco
martes 16 de enero de 2018

La Estancia de Jesús María celebró 400 años de vida

Durante los festejos se inauguraron nuevos espacios en las instalaciones.

Un emblema patrimonial de la ciudad festejó los cuatro de siglos de historia. Según la información brindada por el área de prensa de la estancia, el 15 de enero de 1618, el Padre Provincial Pedro de Oñate compra al Alférez Real Don Gaspar de Quevedo estas tierras a nombre de la Compañía de Jesús. Se encontraba ubicada en Guanusacate, que en lengua de los pueblos originarios significa agua muerta o río seco. Los jesuitas, al tomar posesión, la designaron con el nombre que dió origen al pueblo: Jesús María. El principal fin para el cual los jesuitas adquirieron sus diferentes estancias en la provincia, fue el sostenimiento de sus establecimientos educacionales de la ciudad de Córdoba, en particular Jesús María sustentó al Colegio Máximo.

Pasaron los años, la Comisión Nacional de Museos y Monumentos y Lugares Históricos la rescató del abandono al declararla el 14 de mayo de 1941 Monumento Histórico Nacional debido a su alto valor histórico y arquitectónico. Tras la declaratoria comenzaron las obras de restauración y reparación edilicias. En 1945 la Comisión Nacional de Museos y Monumentos y Lugares Históricos solicitó a la Compañía Jesús que formara y donara una colección para armar en el Monumento restaurado un Museo que rememorara “la acción de la Compañía de Jesús en el Río de la Plata y en otras regiones de América”. Una vez aceptada la oferta por parte de la Orden, la Compañía de Jesús encomendó esta tarea a tres renombrados sacerdotes jesuitas: el Padre Guillermo Fürlong, Padre Pedro Grenón y Padre Oscar Dreidemie, este último se convirtió posteriormente en el primer Director del Museo.

En mayo de 1946 se concluyó la primera parte de las obras de restauración de la estancia instalándose allí el Museo Jesuítico Nacional de Jesús María. Desde el año 2000, integra la Lista de Patrimonio Mundial de la UNESCO junto con la Manzana Jesuítica y el Conjunto de Estancias de la Provincia de Córdoba. Además, forma parte de la Ruta del Esclavo y también ha sido declarada Sitio de Memoria de la Esclavitud por la Unesco. Para la ocasión, el equipo técnico presentó a la comunidad una serie de cambios: la reutilización de la bodega que durante muchos años albergó una muestra permanente, el traslado de dicha exposición arqueológica a la planta alta y la puesta en valor de obras de arte religioso y jesuita guardado por tres décadas en los depósitos. 

Para Nelso Lenarduzzi, último director del lugar, hay más motivos para festejar ya que la ciudad incluyó esa fecha en su calendario desde el año 2015: "era complicado encontrar una referencia de qué fue la Compañía de Jesús y quién fue Pío León, hoy lo tenemos bien discriminado y podemos hablarlo con claridad. Creo que uniendo criterios se llegó a este feliz cuatro siglos como fecha de orígenes, Jesús María nace como Jesús María en 1618, luego se diagrama una ciudad dentro de la Estancia llamada Jesús María", resume.

Nelso Lenarduzzi resume los años de trabajo 

Marita Freytes y su poema para el padre Oscar Dreidemi, primer director del Museo