El Marco
miércoles 09 de mayo de 2018

Jesús María, sede de Festival Internacional de Teatro para Niños y Adolescentes

Más de 200 alumnos disfrutaron de la obra "El Cruce".

A sala llena en las instalaciones de cines Molise con unos 260 estudiantes de 6º año de los colegios Ipem 294, Ipem 69 e Ipem 272, se presentó ayer la obra “El Cruce”, de teatro El Bardo de Paraná, en el marco de la 18º edición. Jesús María se suma así, un año más, a esta iniciativa que tiene como eje convocante el eslogan: ¡Señores niños, al teatro!, con la idea de acercar nuevos públicos a las propuestas teatrales. Las actividades del Festival se extenderán hasta el 18 de este mes, en diversos escenarios provinciales.

Ante un público atento y entusiasta, en Molise la puesta abordó una adaptación del cuento homónimo de Sebastián Borkoski y relatos de Horacio Quiroga. “El Cruce” plantea justamente el cruce de un río, pero a la vez propone un cruce de historias y estéticas, con la impronta de Horacio Quiroga presente y también la música en vivo, que transportó a los espectadores a la selva entrerriana. La obra hace una rica mixtura entre teatro físico, humor, tragedia y reflexión.

Fue estrenada en julio de 2016 y registra ya más de 90 funciones para colegios secundarios de las provincias de Entre Ríos, Córdoba y Santa Fe, en el marco de las actividades que propone el Equipo de Educación por el Arte. Obtuvo el premio mejor Espectáculo y mejor Dirección en la Selección Provincial de Teatro Entre Ríos. En cuanto a la compañía, Teatro del Bardo es una agrupación artística independiente, que trabaja en torno a cuatro ejes básicos: la construcción de espectáculos, la investigación teatral, la pedagogía y la construcción de circuitos alternativos de trabajo.

Formado originariamente en Argentina, el grupo ha extendido su trabajo a diversos países de América Latina y Europa. Cumplió 18 años de existencia en abril de 2017, en esos años produjo 30 espectáculos, organizó el “Festival de Otoño”, Festival Internacional de Artes escénicas durante diez años consecutivos, cinco ediciones del Ciclo de Arte y escuela “Otoño Rojo”, la red “Arte de Contrabando” en conjunto con grupos Argentinos y Uruguayos; y gestiona desde su Asociación Civil, la carpa de circo y teatro La Moringa, inaugurada en 2015.